Ir al contenido ↓

IEDT

EPA

Irene García exige al Gobierno un plan extraordinario de empleo para la provincia de Cádiz

La presidenta de la Diputación de Cádiz ha valorado hoy los datos correspondientes al cuarto trimestre de 2017 de la Encuesta de Población Activa (EPA) en la provincia que ha hecho públicos el Instituto Nacional de Estadística y que refleja la evolución del mercado de trabajo a lo largo de todo el año 2017.

Actualmente Cádiz suma 168.300 parados, con una tasa de desempleo del 30% y 8.800 parados más que en el trimestre anterior. No obstante, y viendo los datos de todo el año 2017 cabe destacar que la provincia cuenta con 26.700 desempleados menos que al cierre del año 2016 y 45.600 menos que al finalizar 2015, lo que supone un 21,3% menos de parados en dos años.

Irene García ha reconocido que el último dato de la EPA para Cádiz es malo respecto al trimestre anterior, por cuanto supone un rebrote del desempleo en una época tradicionalmente mala para el empleo en la provincia. Sin embargo, ha continuado la presidenta, “ese aumento de parados es notablemente inferior que el registrado en el mismo último trimestre de 2016”.

Aunque se está produciendo una paulatina disminución del desempleo, como demuestra la evolución interanual, la presidenta afirma que “queda mucho por hacer y todo esfuerzo es poco”. Aún así, García recuerda que desde el Gobierno de la Diputación se están poniendo en marcha planes específicos y sufragados con recursos propios para propiciar empleo. En ese sentido, e incidiendo en que “a pesar de que no sólo hay que generar nuevos empleos, sino apostar por la calidad de los mismos y por la recuperación de los derechos laborales y las condiciones salariales perdidas, no podemos ocultar que una de cada cinco personas que estaba desempleada hace dos años en la provincia de Cádiz ahora no lo está”.

La presidenta ha reclamado como más necesaria que nunca “la unidad de todas las administraciones, esencialmente la Junta de Andalucía y la Diputación” en la lucha contra el paro en Cádiz. Ha recordado que en apenas tres años “esta Diputación ha movilizado del orden de 40 millones de euros de recursos propios para generar o consolidar empleo después de cuatro años anteriores absolutamente en blanco en esta materia”

Hay que recordar que en afán por favorecer la creación de empleo en todos los municipios de la provincia de Cádiz, la Diputación ha puesto en marcha, en lo que va de mandato, hasta cuatro planes de empleos. Justo en el Pleno Ordinario de este mes de enero se ha aprobado la cuarta edición del llamado Plan de Cooperación Local, con un presupuesto de 4,4 millones de euros y una previsión de 1.300 nuevos contratos.

Este plan, que está financiado íntegramente con fondos de la Administración provincial, no sólo busca generar empleo, sino que trae consigo mejoras en las infraestructuras y servicios públicos de todas las localidades con menos de 20.000 habitantes: 29 municipios y las 11 Entidades Locales Autónomas (ELA) de la provincia de Cádiz.

Las cifras de este cuarto plan de empleo se suman a las de las tres ediciones anteriores, que ya han propiciado 3.537 contrataciones, con especial incidencia en un sector tan castigado por la crisis económica y el estallido de la burbuja inmobiliaria como es el de la construcción.

Así pues, la cifra global de la inversión hecha por la Diputación de Cádiz en las cuatro ediciones del Plan de Cooperación Local asciende a 17 millones de euros, que se traducen en más de 4.800 contratos en toda la provincia.

A esto hay que sumar las dos ediciones de Plan Invierte que también se ha puesto a disposición de todos los municipios de la provincia y con las que se han revertido en la ciudadanía 24 millones de euros (8 millones en la primera edición de 2016 y 16 millones en la edición de 2017) procedentes del superávit conseguido tras los respectivos cierres presupuestarios en la Diputación.

Estos planes contribuyen a garantizar la actividad de las empresas locales del sector de la construcción, consolidando los empleos existentes y provocando nuevas contrataciones.

En este contexto, Irene García ha reclamado “una vez más” al Gobierno de la nación “que se implique con esta provincia y que dé una respuesta excepcional a una situación igualmente extraordinaria, dado nuestro serio problema de paro estructural”. Considera que “ya ha pasado el tiempo de mirar para otro lado y es preciso que el Ejecutivo central despeje dudas de una vez sobre cuál es su aportación concreta a la ITI de Cádiz, que aclara definitivamente qué sucede con el anuncio de la ministra Fátima Báñez de 300 millones para una supuesta ITI de empleo de la que nunca más se supo y, por último, de que de una vez por todas ponga en marcha un plan extraordinario de empleo para generar puestos de trabajo en la provincia”.

Agenda del IEDT

RSS

+ Todos los eventos de la agenda

Redes sociales